Patios (I)

"El patio compensaba, con ventaja para la higiene, a la angustia de la calle estrecha y poco urbanizada, ya que la población tiene de todo menos urbanismo. Eran, pues, volúmenes de aire que al desaparecer los patios no encuentran compensación con calles, parques ni jardines. Las casas eran viviendas de una familia que tenía un hábitat completo y que, al hacerse de pisos, se convierten en colmenas. La pérdida de los patios la creemos un retraso en la habitabilidad de Toledo, sin compensación alguna. Representa, pues, la última fase de un proceso de senilidad de una urbe que volvió la vista atrás ante los problemas urbanísticos y que protesta sin saber, a veces, qué es lo que quiere. El día que se logre totalmente la desaparición de los patios tendremos un conjunto de casas anodinas alineadas en un plexo de calles de una traza de tipo celtíbero. Se perderá la contribución individual que cada casa daba al espacio libre, sin lograrse más que el hacinar a la población en un ámbito inadecuado para lo moderno.

Guillermo Téllez. "La casa toledana" (1978)

 









No hay comentarios:

Publicar un comentario