Las piedras hablan

Pero en una ciudad como Toledo, las más poderosas de todas son las leyendas mudas. Las mismas piedras hablan -no con palabras, no lo conseguiríamos nunca- sino conmovedora y vagamente, como en retazos musicales, y exhalan el verdadero espíritu de la antigua historia. No puedes sentirte solitario sentándote bajo las murallas de la ciudad; no, por supuesto, si has caído bajo el hechizo de Toledo.

Stewart Dick. El corazón de España. 1907






















No hay comentarios:

Publicar un comentario